Una Escuela de Saetas gratuita en la que enseña el gran cantaor Diego Clavel en La Puebla de Cazalla

Visita nuestra web: www.elperiodicodelospueblos.es
La Puebla de Cazalla cuenta con una iniciativa muy atractiva para todos los aficionados al flamenco, y más concretamente para aquellos que disfrutan de la saeta en Semana Santa. Una actividad gratuita y con un maestro de excepción para los que quieran aprender. 
Desde hace 12 años, Antonio Segura, más conocido como Antonio el Laureano y el gran cantaor Diego Clavel, son los encargados de desarrollar la Escuela de Saetas de la Hermandad de la Borriquita de La Puebla de Cazalla.
Durante este tiempo han pasado por esta escuela unos 35 cantaores y cantaoras que llegaban sin saber cantar o sabiendo pero con vicios aprendidos y también ha habido cantaores que han perfeccionado su técnica gracias a la gran guía que supone un maestro como Diego Clavel, aunque el objetivo no es prepararlos profesionalmente, sino para que puedan ofrecer su saeta al Santo dignamente.

La escuela de saetas de la Hermandad de la Borriquita de La Puebla de Cazalla surgió como idea en 2002. En este año, la Hermandad supo que se haría cargo de la imagen de Nuestro Padre Jesús Cautivo y el cura párroco Juan Ávalos pidió a Antonio Segura que se propusiera una salida procesional diferente para esta Imagen. En la comida de Hermandad de aquel año surgió la posibilidad de realizar un Vía Crucis en el que todos acabaran cantando y la idea se llevó a cabo en 2003.

El cura párroco ofreció a la Hermandad los textos de un antiguo Vía Crucis y fue Diego Clavel quien adaptó estos rezos a la estructura de las saetas. Fue un trabajo arduo y difícil, ya que se trataba de oraciones que decían los sacerdotes que guiaban el Vía Crucis, pero al final, en 2003, la imagen del Cautivo pudo hacer su Vía Crucis, aunque fue dentro del templo parroquial ya que el Martes Santo de ese año diluviaba en la calle.
Para llevar a cabo esta novedosa estación de penitencia, durante unos meses se enseñó a varios saeteros y aficionados para que cantaran al Cautivo el Martes Santo, con lo que nació la Escuela de Saetas.
El del Cautivo en La Puebla de Cazalla es el único Vía Crucis cantado en España y con 15 estaciones de penitencia, no 14 como es habitual. La última estación, dedicada a la Resurrección, se insertó a petición expresa de Juan Ávalos, y no existe en los Vía Crucis tradicionales. Incluso el cardenal Monseñor Amigo, al conocer el desarrollo del Martes Santo en La Puebla, pidió un DVD con la grabación porque le había impresionado por lo novedoso.
Cada año, la Escuela de Saetas, además de su aportación el Martes Santo, participa en diferentes actividades sociales, como la representación del Vía Crucis para los mayores de la localidad en las dos residencias existentes: Nuestra Señora de Gracia, donde será el próximo domingo 30 de marzo, y Novocare, donde se desarrollará el próximo 9 de abril; también participa en una jornada dedicada a la saeta en el Centro de Día de Mayores, más conocido como Hogar del Pensionista, que se celebrará el 2 de abril o en programas de radio, como el que ayer en Radio Puebla titulado “Entre Saetas”. En estos días están a pleno rendimiento pero una vez que llegue la Semana Santa, los lunes por la noche, momento en el que quedan para ensayar en la casa hermandad de la Borriquita, volverán a quedarse libres porque como dice Diego “las saetas en verano tienen muy mala cara”.
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.