San Pancracio será acogido en la parroquia de Santa Ana tras la Bajada Extraordinaria de esta noche

por | Jun 20, 2014 | La Roda de Andalucía | 0 Comentarios

Visita nuestra web: www.elperiodicodelospueblos.es

En La Roda de Andalucía, San Pancracio contará desde hoy, tras su bendición por parte del párroco Adolfo Pacheco Sepúlveda, con un espacio en la parroquia de Santa Ana. Allí será donde descanse durante todo el año, a la espera de que sus fieles, que son muchos en La Roda de Andalucía y otros lugares de la región, lo saquen en Romería hacia la que ha sido su casa durante más de 30 años, su ermita. Esta ermita que fue construída con las aportaciones y el trabajo de sus devotos en un terreno también donado para esta causa a la asociación cultural Amigos de San Pancracio y que seguirá siendo protagonista de su romería cada año.
A las 8:30 de la tarde se iniciará la Bajada Extraordinaria de San Pancracio hasta la sede provisional de la iglesia de Santa Ana, ya que la parroquia se encuentra en obras de restauración. Se prevé la llegada para las 11:30 de la noche. Se habilitará un autobús para todas las personas que deseen hacer el camino a pie, que saldrá de la puerta de la fábrica Jijonenca desde las 7 a las 8 de la tarde, haciendo todos los viajes que sean precisos para acercar a los devotos de San Pancracio a su ermita.
A partir de ahora, la fiesta de San Pancracio deberá adaptarse al nuevo estatus de su Imagen. El próximo año no se celebrará la bajada el segundo viernes de mayo, sino que tendrá lugar el último viernes del mes. Sin embargo, la verbena popular y la romería seguirán celebrándose en la misma fecha, el segundo fin de semana de mayo.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

ÚLTIMAS NOTICIAS
Gracias
Gracias

Ha llegado el momento de la despedida. Una despedida que espero no sea definitiva, como se dice es un hasta luego. El...