Emotivo pregón de Carnaval a cargo de Adrián Rodríguez y la agrupación carnavalesca La Retama

Visita nuestra web: www.elperiodicodelospueblos.es
El pasado sábado fue una de las jornadas grandes en el carnaval de La Puebla de Cazalla. Le tocaba el turno al pregonero, al que seguiría la actuación de las diferentes agrupaciones en el escenario preparado en la plaza del ayuntamiento.
Este año, el pregonero ha sido Adrián Rodríguez, director de grupo e la agrupación carnavalesca La Retama. Sin embargo, Adrián no hizo un pregón al uso, utilizando el micrófono para contar su experiencia en el Carnaval, sino que utilizó su pregón para contar la historia de su agrupación, una historia de esfuerzo y capacidades, a través de sus protagonistas, las personas que integran el grupo caracterizados como los personajes que han interpretado en los años que llevan actuando. Retama es una gran familia, orgullosa de todos sus miembros, y Adrián supo transmitirlo a todos los allí presentes
El origen de la agrupación La Retama está en el pasodoble que le dedicó su actual letrista y director en 2006, cuando unos vikingos se subieron al escenario y decidieron homenajear a la asociación Retama por el trabajo que realiza para salvaguardar los derechos de las personas con discapacidad, que son los mismos que los de cualquiera de nosotros. Juan Antonio Cabello, acompañado por las guitarras de Ángel Segura y Ezequiel Raya, cantó de nuevo ese pasodoble, en el que adaptó la letra para contar cómo ese momento dio paso a una amistad y un compromiso creciente con la asociación y, en particular, con la agrupación carnavalesca La Retama.
Adrián Rodríguez, a pesar de los nervios, comenzó a contar la historia de la agrupación que, el año del homenaje acompañó a las agrupaciones con disfraces, pero que, como esto se les quedaba corto, nacieron como agrupación al año siguiente, en 2007, con “Las Cucal. Club de Fans de David Bisbal”, gracias a las letras que les compuso Juan Antonio Cabello.
Mercedes Andrade salió en representación de “Las Cucal” y explicó cómo Retama le ha permitido disfrutar del Carnaval en toda su extensión. Reconoció el trabajo de la agrupación y cómo los niños de ayer, que son jóvenes hoy, siguen ensayando y disfrutando con este grupo. Recordó a las personas que ya no están en la agrupación, lo que llenó el espacio de una profunda emoción.
Adrián siguió contando la historia de La Retama. En el segundo año, nació “El País de Nunca Crecerás”. En este caso, la responsabilidad de la creación de las letras y la actuación recayó en los mismos miembros de la agrupación entonces: técnicos, familias y voluntarios, y no defraudaron. Paula Cabello y Jesús Alcázar, integrantes de la agrupación carnavalesca La Retama, contaron su experiencia como Campanilla y Peter Pan, recordando a uno de los Peter que se fueron, Eduardo, al que también recordó Adrián y homenajeaban las letras del siguiente espectáculo: “Los que no se han recogío”.
Estos caramelos sabrosos y escurridizos reivindicaron que todos los sabores caben en la bolsa. Sea como sea el caramelo, es bienvenido. Además de su labor integradora, también tuvieron tiempo de ocuparse de la situación del momento…
Dolores González, integrante y modista responsable de los disfraces de la agrupación carnavalesca La Retama, explicó cómo la idea de montar una nueva actividad para los usuarios de la asociación le pareció muy bien y en el segundo año fue ya de Capitán Garfio. Hizo un recorrido por las actuaciones y cómo el grupo va creciendo en calidad y número de componentes. Agradeció el trabajo realizado para que la agrupación salga adelante y a su familia por el apoyo que le dan para que pueda realizar todo lo que se proponga.
Adrián siguió el recorrido en la historia de La Retama y llegó a 2013, cuando hubo un gran salto de calidad y entretenimiento, ya que, además de cantar, se interpretaba, se ofrecían actuaciones individuales, pasos coregrafiados,… El Gran Circo Retamini fue un reto, pero superado con creces, ofreciendo un magnífico espectáculo que dejó gran satisfacción entre los componentes y tuvo una gran acogida por parte del público.
Laura Cárdenas, Lola Márquez y Marta Cárdenas, las payasas del Gran Circo Retamini, explicaron cómo su paso por este circo fue de lo más agradable y que piensan seguir mucho tiempo disfrutando del Carnaval.
Finalmente, Adrián hizo hincapié en la palabra “esfuerzo”. El esfuerzo de un grupo de profesionales y voluntarios porque todas las personas que integran el grupo entiendan lo que se quiere transmitir con las letras; esfuerzo para adaptar tanto las letras como la actuación a las capacidades de las personas que componen La Retama; esfuerzo de todos los integrantes en interpretar estas coplas, cada uno dentro de sus capacidades, ya que “el que no canta, no se mueve o no se sabe la letra, quizá es que no pueda cantarlas, pero sí sabe cómo expresarlas, cómo interpretarlas, gracias al esfuerzo de muchos profesionales que los hacen partícipes desde el primer ensayo hasta la última actuación.”
Este esfuerzo y dedicación, tanto de la agrupación como de la asociación Retama, ha hecho visible a todas las personas, y se reconozcan las capacidades de cada uno, no sus limitaciones.
Para terminar, Adrián subió al escenario a todos sus colaboradores y también a Ana Macías, compañera y amiga, con la que trabajó en el pregón codo con codo.
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.